Cáncer de mama

Índice

  1. ¿Qué es el cáncer de mama?
  2. Pronóstico de la enfermedad
  3. Síntomas del cáncer de mama
  4. Pruebas médicas para el cáncer de mama
  5. ¿Cuáles son las causas del cáncer de mama?
  6. ¿Se puede prevenir?
  7. Tratamientos para el cáncer de mama
  8. ¿Qué especialista lo trata?

 

¿Qué es el cáncer de mama?

El cáncer de mama es el tipo de cáncer que comienza en los tejidos mamarios. Se produce cuando se desarrollan células cancerosas en los tejidos de la mama y las células cambian su tamaño sin ningún tipo de control. Cuando esto ocurre es cuando se puede producir un tumor. Este tipo de cáncer puede afectar tanto a mujeres como a hombres, aunque suele ser más conocido en mujeres.

 

El 19 de octubre se celebra el Día Internacional de la lucha
contra el cáncer de mama

 

Dependiendo de qué células mamarias se vean afectadas, existen distintos tipos de cáncer:

  • Carcinoma ductal: es el cáncer más común y es el que se produce inicialmente en las células de los conductos.
  • Carcinoma lobulillar: es el cáncer que empieza en los lobulillos o en los conductos, es decir en las glándulas que producen la leche en la mama o en los tubos que la trasportan hasta el pezón, en el caso del género femenino.
  • Cáncer de mama inflamatorio: es el cáncer que bloquea los vasos linfáticos en la piel de la mama, provocando la inflamación, hinchazón y enrojecimiento del seno. Es poca su incidencia, alrededor de un 1% a 5% de los cánceres de mama, pero es el tipo más agresivo, ya que es el que más rápido se puede propagar.
  • Enfermedad de Paget de seno: es el cáncer que afecta la piel del pezón y la piel más oscurecida de su alrededor, la areola. Suele ir acompañado de otro tipo de cánceres in situ en el seno.

 

Pronóstico de la enfermedad

Existen distintas situaciones respecto a esta enfermedad. La primera es que el cáncer se detenga, el cual se le llamaría “in situ”. Luego puede pasar que el cáncer se desarrolle fuera de la mama, es decir que sea “invasivo”, y que se produzca solo en los tejidos y los ganglios linfáticos cercanos. Y la última situación que se puede dar es que el cáncer pueda hacer metástasis y expandirse a otras partes del cuerpo a través del sistema linfático o de la sangre.

 

Síntomas del cáncer de mama

El cáncer de mama, en su inicio, no causa ningún síntoma. Es por ello por lo que es importante realizar exámenes regulares de las mamas para detectar a tiempo los cánceres que no tienen síntomas.

 

A medida que el cáncer crece, los síntomas son:

  • Tumor mamario o tumoración en la axila. Generalmente no duele.
  • Cambio en el tamaño, forma y textura de las mamas o los pezones.
  • Líquido en el pezón.
  • Posible aparición de piel de naranja alrededor del seno.
  • Secreción repentina del pezón.
  • Piel escamosa.
  • Hinchazón, inflamación o enrojecimiento de la zona del pezón o la mama.
  • Dolor en la mama.

 En el caso de los hombres, los síntomas son tumoración mamaria, dolor y sensibilidad en las mamas.

 

Cuando el cáncer de mama ya está avanzado, los síntomas son:

  • Dolor óseo
  • Dolor o molestia en las mamas
  • Úlceras cutáneas
  • Hinchazón de los ganglios linfáticos en la axila
  • Pérdida de peso

 

En sus inicios el cáncer de mama no muestra síntomas, por eso es tan
importante la prevención y los controles regulares

Pruebas médicas para el cáncer de mama

El cáncer de mama se puede diagnosticar mediante los siguientes procesos:

  • Un examen o exploración física de la zona de los senos, para verificar si hay bultos o cualquier otro problema no controlado en los senos o en las axilas.
  • Pruebas de imagen y diagnóstico como, por ejemplo: una mamografía, una ecografía o una resonancia magnética.
  • Biopsia de la mama.
  • Pruebas de química sanguínea, donde se miden las diferentes sustancias en la sangre donde se suele incluir un panel metabólico básico, un panel metabólico completo y un análisis de electrolitos.

 

Una vez, hay un diagnóstico positivo de la existencia de cáncer de mama, se harán exámenes posteriores para poder determinar y aplicar el mejor tratamiento para el paciente. Este tipo de pruebas pueden ser:

  • Pruebas genéticas.
  • Prueba HER2: esta prueba se hace para identificar si la HER2, proteína involucrada en el crecimiento celular y que se encuentra en todas las células mamarias, tiene más presencia de lo normal. Si esto fuese así, pueden crecer más rápido y propagarse por otras partes del cuerpo.
  • Prueba de receptor de estrógeno y progesterona, donde se mide la cantidad de estas hormonas en el tejido canceroso. Igual que en el caso anterior, si hubiese más cantidad de lo normal, significa que el cáncer es receptor positivo de estrógeno y/o progesterona. Este tipo también puede crecer más rápido.

 

Para poder aplicar un tratamiento u otro, es importante también detectar en qué estadio se encuentra el cáncer. Esto dependerá de si el tumor se encuentra solo en la mama o se ha extendido a otras partes del cuerpo. Normalmente, lo primero que se hace también es ver si el cáncer se ha propagado a los ganglios linfáticos. En tal caso, podría haberse extendido también a otras partes del cuerpo. Es por ello que las primeras pruebas a realizar para determinar la estadificación son un diagnóstico por imágenes y una biopsia del ganglio.

 

¿Cuáles son las causas del cáncer de mama?

El cáncer de mama se produce cuando hay un cambio en el material genético, aunque se desconozca la causa de este tipo de cambios. Hay veces que pueden ser cambios genéticos hereditarios. También existen ciertos factores que pueden incidir en el desarrollo de esta enfermedad. Los más importantes son los antecedentes familiares (la genética), la edad, un estilo de vida poco saludable y el ambiente. Todos ellos pueden afectar al riesgo de padecer cáncer de mama. Por otro lado, hay mujeres que padecen cáncer y no tienen ningún factor de riesgo conocido.

 

Entre estos factores que aumentan el riesgo de tenerlo, hay algunos que podemos destacar:

  • Edad avanzada.
  • Historial de cáncer de mama o enfermedades benignas de la mama.
  • Herencia genética, cambios en los genes BRCA1 y BRCA2.
  • Tejido mamario denso.
  • Menstruación a una temprana edad.
  • Comenzar la menopausia a una temprana edad.
  • Personas que estén recibiendo terapias hormonales.
  • Obesidad.
  • Consumir tabaco o alcohol.

 

¿Se puede prevenir?

Los casos de cáncer de mama detectados a tiempo tienen buenas probabilidades de curarse. La prevención más eficaz es la detección precoz, por eso los médicos recomiendan a las mujeres hacerse autoexploración de mamas de manera regular. También, es importante realizarse mamografías periódicas a partir de los 50 años para detectar posibles tumores.

Llevar un estilo de vida saludable también es clave para poder ayudar a la prevención de la aparición de este tipo de tumores, aunque hay veces que sus causas son impredecibles.

Cambios en el estilo de vida como mantener un peso saludable, limitar el consumo de alcohol y tabaco, tener una rutina de ejercicio.

Hay mujeres en alto riesgo de sufrir un cáncer de mama que, de manera preventiva, prefieren realizarse una mastectomía y así evitar que ese pueda desarrollar en un futuro.

 

Tratamientos para el cáncer de mama

El tratamiento del cáncer de mama dependerá del estadio de extensión, así como de la salud del paciente. Los tratamientos más utilizados son:

  • Terapia hormonal para evitar que las células cancerosas puedan obtener las hormonas que necesiten para seguir creciendo.
  • Quimioterapia, un tratamiento para destruir las células cancerosas mediante medicamentos o hacer que su ritmo de crecimiento sea mucho más lento.
  • Radioterapia, la cual utiliza altas dosis de radiación para “matar” las células cancerosas y detener su propagación.
  • Cirugía para extirpar el tumor. Puede realizarse una tumorectomía, donde se extirpa la tumorazón mamaria, o una mastectomía, para extirpar toda o parte de la mama y sus estructuras cercanas.
  • Terapia dirigida que utiliza medicamentos u otras sustancias que atacan las células cancerosas haciendo menos daño a las células sanas.
  • Inmunoterapia, tratamiento el cual ayuda al sistema inmunitario a combatir el cáncer utilizando sustancias extraídas de organismos vivos o versiones de ellas producidas en un laboratorio.

 

¿Qué especialista lo trata?

Para tratar un caso de cáncer de mama lo recomendable es acudir a un médico especialista en Oncología o a una Unidad de la Mama.